Existen algunos factores de hábitos que colaboran mucho con la lucha contra la celulitis, los conocemos pero siempre es bueno repasarlos:

  • Comé sano: olvidate de la comida rápida y sumá a tu dieta a verduras, frutas y alimentos sin procesar. La clave está en comer cada vez menos grasas y, en esa línea, consumir la menor cantidad de sal posible.
  • Tomá agua: dos litros por día de agua pura son parte del éxito. No sólo es bueno para eliminar la celulitis sino también para eliminar toxinas para el cuerpo y mejorar la calidad de la piel.
  • Hacé ejercicio: lo que hagas para poner en movimiento tu cuerpo será bueno. Tres veces por semana, al menos, tratá de mejorar tu musculatura, generar circulación de sangre y eliminar toxinas.