No dejes que el calor dañe el cabello

1. Oscurecé los rubios
Como es sabido, el daño se nota más con este color de cabello, por eso se recomienda no tenerlo tan claro en esta época. Tampoco es el momento de realizar una decoloración muy fuerte.

2. Sumá una terapia de nutrición
Si sos de hacerte baños de crema y demás, aumentá su dosis en esta época. Tu pelo necesita un tratamiento intensivo, como lo son las mascarillas o las ampollas. Estas últimas son súper recomendadas si tenes el pelo muy fino o se te engrasa con facilidad.

3. Espaciá el uso de la planchita
y el secador
Si la planchita y el secador de pelo son tus máximos aliados ¡Cuidado con esto! Ambos son una agresión para él, ya que lo resecan aún más que el agua de la pileta y el sol.

Un tip infaltable será la visita regular al peluquero e hidratarlo mucho más que en invierno ¡Así ya estarás lista para salir a lucir tu cabellera!